Para Macaya la marca no se borra mas:”Si River gana, no salva la marca del descenso”

0
948

“Si River gana, no salva la marca del descenso”
Para Macaya Márquez, la final de la Copa no borraría el paso de River en la B. Y comparó este choque ¡con la cobertura de un Mundial! Los corazones laten distinto….

Enrique Macaya Márquez es el periodista récord si de mundiales hablamos. De Suecia 1958 hasta Rusia 2018 han pasado 16 y Macaya asistió a todos, siendo el que más cubrió en la historia. Desde su experiencia y sabiduría, palpita lo que será para la Argentina y para el mundo la inédita final de Copa Libertadores entre Boca y River: “Para los argentinos es muy especial por lo que significan ambos equipos. Pero sobre todo por lo que significa un torneo como la Libertadores”.

-¿Con qué sería comparable?

-Es muy difícil hacer una comparación con el fútbol mundial teniendo en cuenta que para los argentinos es un hecho de trascendencia inusual, pero además hay que tener en cuenta que el fútbol es nuestro deporte cultural. Detrás de todo esto hay no sólo una historia, sino que una tendencia, una formalidad y una costumbre que tiene que ver con el propio ser de todos lo argentinos. Se puede comparar con algunas otras finales de otras partes del mundo, pero es muy difícil hacerlo con corrección y con prolijidad porque acá, además, se van sumando otro tipo de cosas que tienen que ver con el ser argentino, que es un ser pasional. No se compara con lo que sucede en otras partes del mundo.

-¿Cómo ve el duelo entre Gallardo y Schelotto?

-Será un duelo muy interesante. No creo que vayan a variar mucho su juego. Boca viene más seguro dentro de lo que no había mostrado. Ahora muestra mayor disciplina y prolijidad en cuanto a la manera de jugar, no es brillante pero sabe lo que quiere hacer y cómo. Y River es mucho más creativo en varios aspectos y necesita de la dinámica y la rapidez desde la mitad de la cancha para apoyar esa creatividad.

-¿River salva la marca del descenso en 2011 si le gana esta final a Boca?

-No, no salva la marca. No tiene nada que ver una cosa con la otra. Lo de la marca es para los hinchas de Boca o para los de River. Pero el aficionado del fútbol que quiere ver el espectáculo no creo que intente hacer un resumen histórico de cada uno de los episodios que les ha tocado. También está claro que, en el caso de que pierda, River quedará abajo en la balanza, pero es el que ha estado ganando últimamente, je. No se sabe qué puede pasar.

-¿Gallardo le saca ventaja a Schelotto por el hecho de haberle ganado una final?

-No, acá ambos arrancan de cero. A algunos les podrá gustar más un técnico que otro. Podrá creer que hay uno de los dos que está más capacitado. Pero, si bien los antecedentes sirven para nivelar la balanza a favor de uno o de otro, esto arranca desde cero. Además, esto es distinto por varios motivos: es diferente de la Supercopa Argentina porque son dos partidos, las amarillas que tiene cada equipo influirán ya que pueden dejar afuera a algunos de estos protagonistas.

-¿Influye la racha de River en los últimos clásicos?

-Eso sí juega a su favor. Puede llegar a influir y motivar, pero siempre teniendo en cuenta el manejo que pueda hacer el responsable del equipo. Deben saber cómo estimular la capacidad futbolística de los suyos, pero ojo que esto no es un trabajo tan sencillo. En conclusión, creo que sí, las rachas tienen que ver. Curiosamente, influyen para lograr sostenerlas o para promover la posibilidad de quebrarla.

-¿Cómo ve la utilización de la tecnología?

-Muy buena. La veo excelente si saben explotarla y aplicarla. Hay que tener conocimiento del conocimiento; cuando digo esto me refiero a que aquellos que la aplican deben saber de qué manera lo hacen. Hasta el momento han intentado utilizarla bien, en su mayoría creo que la usaron bien. Han acertado más de lo que erraron, pero fallaron en lugares que no deben hacerlo.

-¿Cubrir este partido es comparable con cubrir un mundial?

​-Sí, totalmente. Tiene algo de comparable con un Mundial porque a cada uno le llega, y en torneos de esta trascendencia, los corazones laten distinto. Todos saben lo que se están jugando.

Fuente Ole