Murió Maradona, todo el dolor de Ruggeri en el adiós: “No puede ser… No puede ser…”

0
102

El Cabezón dejó un sentido mensaje en el programa en el que participa. Repartió elogios para Diego y recordó otras pérdidas del grupo del Mundial 86.

Oscar Ruggeri fue uno de los grandes compañeros de Diego Maradona durante su carrera futbolística. Desde el título que consiguieron con Boca en el Metro 81 hasta el inolvidable título de México 86, construyeron un vínculo que perduró a lo largo de los años, con sus idas y venidas.

Este miércoles triste, de luto para el fútbol argentino por la muerte de Diego, lo encontró en un estudio de televisión. Durante el programa «ESPN F90», en un marco de desolación, el Cabezón dejó un mensaje sentido con el recuerdo del Diez y lo bañó en elogios.

«Es increíble, che. Y parece que uno está esperando que le digan que no fue nada. Qué loco… Estábamos hablando todos, con el grupo (de campeones del 86)… No quisimos adelantarnos por esto de la pandemia, porque teníamos miedo de juntarnos y de que pase algo. No pudimos hablar, ni vernos. De locos, che…», arrancó Ruggeri.

El Cabezón enumeró además las pérdidas que sufrió aquel plantel campeón. «Dejame de joder, 60 años… El Tata, 62, Cucciufo 40 y pico. Mamita, lo que nos hizo vivir este pibe. De los momentos más lindos de mi vida. De verlo ahí adentro, de la energía que te tiraba. Un crack en todos los sentidos».

Y remarcó sus méritos como líder de grupo. «Si había un tipo que llevaba la cinta en todos los sentidos bien puesta era este. Este era distinto a todos los capitanes porque encima era el mejor de todos. Qué feliz nos hizo, loco… Íbamos a la Selección porque sabíamos que nos gustaba, porque era Argentina, pero sabíamos que estaba este. Y no podíamos no estar…».,

Ruggeri remarcó el dolor de no poder estar cerca de Diego en este marco, a raíz de la situación de pandemia. «Encima no poder estar con él, no poder hablarle, nada… No poder despedirlo. Esto es un paro en el mundo».

También habló del dolor que mostraban sus compañeros en el programa. «Me conmueve verlos a todos acá que se les caen lágrimas, porque nos debe pasar a todos los argentinos. No creo que haya un argentino al que no se le está cayendo una lágrima, por lo que ha hecho este chico por nuestro país. Si alguien unió a todos los argentinos fue este cuando jugaba por Argentina».

Y cerró a puro sentimiento: «Un pibe, loco… Esa es la bronca más grande. No puede ser… No puede ser…»

Fuente Clarin

Publicidad