«Concentrate en el partido, nene», la respuesta de Riquelme cuando le pidieron la camiseta en medio de un partido

0
197

Diego Mendoza, ex jugador de Huracán y Estudiantes, reveló una increíble anécdota que vivió junto a Juan Román Riquelme

Diego Mendoza, actual futbolista de Unión Deportiva Ibiza, dialogó mano a mano con TNT Sports en un Live de Instagram y contó anécdotas impresionantes con Juan Román Riquelme, Patricio Toranzo y Antoine Griezmann.

EL DÍA QUE LE PIDIÓ LA CAMISETA A JUAN ROMÁN RIQUELME

«Yo estaba en Nueva Chicago y jugábamos contra Argentinos, que tenía a Riquelme, ja. Era cerca del final del torneo, nos jugábamos el ascenso y ellos también. Les ganábamos 2-0, empezaron a pasar cosas en la tribuna y el partido se paró un rato. En ese momento me acerqué a Riquelme y le pedí la camiseta. Le dije que era mi ídolo… Me miró fijo y me dijo: ‘Concentrate en el partido, nene’, fue tremendo, no me olvido más. Me quedé con ganas de tener esa camiseta, me ganó la ansiedad y la cagué, ja»


EL CAMBIO DE CAMISETA CON GRIEZMANN

«Después del partido con Barcelona, le pedí la camiseta a él porque era el último que quedaba. Un grande. Me dijo: ‘¿Vos sos argentino?’. Me reconoció por el tono de voz y me dijo que sí, que no había problema, me la cambiaba. Todavía la tengo la camiseta y tiene perfume. Impresionante ese pibe, transpira con olor a perfume. Tiene todo, juega en Barcelona, es fachero y encima transpira con olor a perfume, j


EL DÍA QUE ‘MUFÓ’ A PATO TORANZO

«A los diez días de haber llegado a Huracán, hice un gol de cabeza con un pase del Pato Toranzo. Y en el vestuario se me acerca, me muestra que estábamos en todos los medios. Y yo le miré los pies y le dije: ‘Che, ¡qué bien tenés los pies!’. Tenía las uñas esculpidas, no sé. Algo tenía en los pies, los tenía perfectos a los dedos, ja. Y después al poco tiempo pasó lo de Venezuela y me dijo: ‘Vos me mufaste los dedos’, jajaja. Tengo mil anécdotas con el Pato, es un crack».
LA PUTEADA DE SU PADRE

«Hubo un día que desde la tribuna me puteaban, no sé qué. Y había un hincha que me defendió contra esa persona, le dijo: ‘¿Por qué lo puteás, si está jugando ahí?’. Y la otra persona le respondió: ‘Y yo lo puteo porque es mi hijo’, ja. Hasta mi viejo me putea en la cancha, así que imaginate».

Publicidad