Conoce todos los técnicos renunciaron a su club para dirigir a la selección argentina

0
129

designación deBauz como nuevo técnico de la selección argentino hizo que el rosarino abandone su cargo en san pablo, donde dirigía desde principios de 2016. Pero no es el primer caso en el fútbol argentino renuncia a su trabajo en un club para asumir como entrenador del conjunto nacional.

Quizás el caso más recordado es el segundo ciclo de Basile como entrenador de la selección, no tanto por los resultados obtenidos con la albiceleste sino por el desenlace del torneo argentino. El Coco se fue de Boca luego de ganar dos campeonatos locales, dos Recopas y una Copa Sudamericana en menos de un año y medio. Abandonó el club de la Ribera en medio del torneo después de dirigir seis partidos del clausura 2006, de los cuales ganó 5 pero el final del torneo no fue lo esperado. Asumió Ricardo Lavolpe, y a pesar de lograr 10 victorias, dos empates y tres derrotas, no pudo obtener un punto de los últimos seis que le servía para salir campeón y finalmente  con Estudiantes.

En la otra vereda, la situación es parecida pero el desenlace fue diferente.daniel pasarellaasumió como entrenador de River reemplazando a Reinaldo Merlo meses después de haber finalizado su carrera como jugador. Con Américo Rubén Gallego como ayudante de campo, el “Kaiser” comenzó de manera muy exitosa, obteniendo el campeonato argentino 89/90. Luego se consagró en el Apertura 1991 y 1993, lo que lo llevó a ser considerado por Julio Grondona para reemplazar a Basile y recuperarse de la dolorosa derrota del Mundial 94. En el club de Núñez, dirigió 215 partidos, de los cuales ganó 105, empató 65 y perdió 45, y le dejó su lugar en el banco de suplentes al “Tolo” Gallego, que ganaría el Apertura 94 invicto y se reencontraría meses después con Passarella en la selección, otra vez como ayudante de campo.

Foto: Archivo

La historia más reciente es la de marcelo Bielsa. El “Loco” venía de ganar el Clausura 98 de manera holgada pero decidió no renovar su contrato con el club de Liniers. En junio de ese año, firmó contrato con el espanyol de barcelona, equipo al cual dirigió seis partidos y ganó sólo uno. A pesar de que fue destituido del club catalán un mes después de su designación, Bielsa buscaba irse de todos modos desde que la AFA lo había llamado para ser el técnico de la selección argentina. El entrenador entendía que en su contrato se estipulaba la posibilidad de romperlo si recibía una oferta dela selección y el club entendía que esa cláusula solo le comprometía a estudiar esa oferta. Finalmente, el 18 de septiembre llegaron a un acuerdo por el que Bielsa continuaría en el banquillo del Espanyol hasta el 24 de diciembre, a no ser que el club encontrara antes un sustituto, aunque luego de seis partidos fue destituido.

Esta vez será el turno de Bauza, que dejará el San Pablo luego de perder las semifinales de la Copa Libertadores frente a Atlético Nacional y estar en mitad de tabla del Brasileirao. El “Patón” tendrá un mes para preparar su primer partido, que será el 1° de septiembre, frente a Uruguay por las eliminatorias, en Mendoza.

Fuente la nacion

comentarios en Facebook